5 tips de una fotógrafa para una novia

Antes del gran día, siempre hay algo de nerviosismo, muchas preguntas y a veces los novios me piden consejos sobre qué es mejor hacer en ciertas situaciones, con el fin de que las fotos salgan lo mejor posible! Obviamente el mayor responsable de este resultado siempre será el fotógrafo, de eso no hay duda! Pero aquí les dejo 5 tips, que desde mi punto de vista “fotográfico”, pueden ayudar a optimizar el resultado de las fotos!

 

1. Primero el peinado, después el maquillaje

La preparación de la novia es uno de mis momentos favoritos! Me encanta estar en la previa junto a la familia, sentir los nervios y toda la emoción! Este es el minuto donde se pueden capturar detallitos de la novia que en otro momento serían más difíciles de fotografiar, como sus facciones, detalles del maquillaje, el peinado, aritos, etc. Los fotógrafos en general solemos estar alrededor de 1 hora en la preparación, minutos valiosos que hay que aprovechar al máximo! Es por eso, que siempre recomiendo que le pidan a la persona que las va a arreglar, que primero peine y luego maquille, así se toman más fotos del maquillaje! No es que no me gusten las fotos del peinado, pero creo que son un poco más fomes y menos favorecedoras que las del maquillaje! Además, a veces te dejan los los cachirulos parados y se ven bien chistosas! (Bacán igual tener una de esas fotos para el recuerdo!… Pero ni tantas jajaja)

Por eso, si se puede, es bueno organizarse y hacerlo en ese orden!

 

 

2. Pétalos, chayas, arroz, ¿qué tirar a la salida de la ceremonia?

Yo diría que esta foto es la estrella de todos los matrimonios, a todas las novias les encanta y cómo no! si es tan viva, tan alegre! lo máximo, ¡no puede faltar!

A veces las novias me preguntan ¿qué es mejor tirar? ¿pétalos o papelitos?… Generalmente no suelo mostrar preferencias, si en verdad ¡todas son lindas! pero hoy me siento con ganas de gritarlo al mundo así que aquí voy: Amo la chayaaaaa!! (papel picado o confetti para los más gringos) lo dije y qué! no es que no me gusten los pétalos, pero encuentro que los colores de los papelitos le dan un toque muy alegre a las fotos que me encanta!

Por otro lado, sé que es más old school, pero la moda es cíclica así que sé que volverá!… Nunca me ha tocado un matrimonio donde se le tire arroz a los novios y me encantaría!! He visto fotos muy lindas de novios en medio de arroz volando por el aire, así que aquí tienen una buena idea por si se animan! linda, económica y se encuentra en cualquier cocina!

Lo único que les aconsejo con respecto a este punto, es que ojalá se tire harta cantidad de lo que sea que se vaya a tirar! Porque típico que se cruza un brazo o los pétalos le tapan la cara a los novios y más de alguna foto puede salir desenfocada, así que mientras más chayas o pétalos se tiren, más fotos se pueden tomar!

 

matrimonio santuario los pinos schoenstatt

 

3. Cuida tu vestido… solo hasta la ceremonia!

Se entiende que todas queremos llegar impeques al altar! Y claramente después de tantos preparativos y pruebas de vestido, éste no se puede manchar ni arrugar!

Pero me pasa muchas veces que cuando ya pasó la ceremonia, luego las fotos familiares y finalmente vamos a tomar las fotos de los novios, algunas novias se complican porque no quieren ensuciar su vestido con el pasto, o no quieren que el novio las abrace para que no les arrugue el velo, etc. Es cierto que a veces el vestido sufre un poquito en la sesión… pero tampoco los voy a obligar a que se metan en el barro ni mucho menos!

La gran lata de esto, es que por estar preocupadas del vestido, las poses se pueden ver tiesas y poco naturales. La idea es que en la sesión se relajen, sean ustedes mismos y lo pasen bien! Es verdad que después hay que hacer el brindis, pero en ese momento todos te ven bien de lejitos! jiji. Así que, ¿qué importa si se mancha un poquito la basta del vestido? Si total en la fiesta el vestido da la vida contigo!

 

 

4. ¿Cómo posar en la sesión de novios?

Este es uno de los pocos momentos en el matrimonio en que tendrás un minuto a solas con el novio (bueno, sin contar al fotógrafo tocando el violín…) Lo que más les pido a los novios en la sesión, es que se relajen y disfruten, pueden conversar un poco sobre cómo resultó la ceremonia, abrazarse, etc. estar juntos! Si no sabes como posar, ese es trabajo del fotógrafo, él/ella te puede orientar, dirigir algunos movimientos, etc. pero yo personalmente les recomiendo que hagan lo que les nazca y que sean ustedes mismos!

 

 

5. Confía y olvídate de todo!

Y por último, confía en tu fotógrafo! (y en todos los proveedores de tu matrimonio!)

Los dados están tirados, ya todo tuvo que ser conversado en la reunión!

Es muy importante que no estés pendiente del fotógrafo en todo momento y lo dejes hacer su trabajo con más libertad! De esta forma podemos trabajar mucho mejor, sin presiones! Me ha pasado en ocasiones donde noto que los novios están muy pendientes de mí, de si saqué bien esa foto o no, o a veces me piden en reiteradas ocasiones que les muestre la cámara para ver como están saliendo.

Cuando esto pasa, me da la sensación de que no están disfrutando mucho y justamente de eso se trata la cosa! Y por otro lado, uno se siente “paqueada”…en buen chileno, lo cual puede incomodar a cualquiera! Cuando siento que los novios confían en mi, voy mucho más motivada, segura de mi misma y por lo tanto las fotos salen mejor!

No vale la pena estresarse o estar pendiente de cosas que no se pueden controlar! Ya fueron meses de organización y ahora lo que queda es disfrutar y olvidarse de todo…Hakuna matata! 🙃

 

up